Escudo de la República de Colombia

Alcaldía de Cali es lenta para mejorar la movilidad en bicicleta

Publicado el Tuesday, 28 February 2017, en Noticias y Eventos

Aunque, se está trabajando, el desorden en la administración retrasó avances que hoy deberían estar resueltos.

Alcaldía de Cali es lenta para mejorar la movilidad en bicicleta

Según cifras de la Encuesta de Movilidad de Cali realizada por el Centro Nacional de Consultoría, para finales de 2016 se realizaron en promedio 160.000 viajes diarios en bicicleta. Esto significa el 6.1 % del total de viajes que hacen los caleños al día. En gran parte, esos recorridos provienen del Oriente y el Norte de Cali y se dirigen al Sur y a la zona centro de la ciudad. Pero, aunque es considerada como una de las ciudades con mayor uso de este medio, aún no cumple con las necesidades primarias de los ciclo-usuarios.

Duvalier Sánchez, asesor para la Movilidad en Bicicleta de la Bicicleta de la Alcaldía de Cali, manifiesta que es momento de compensar la deuda que dejaron los gobiernos anteriores en materia de movilidad, en especial la sostenible, “en el discurso todos reconocen lo valioso que es promover el uso de la bicicleta, pero las urgencias de la movilidad colonizadas por el vehículo particular hacen que las decisiones se dirijan siempre hacia allá”.

Añade que institucionalmente en Colombia hace falta que las administraciones tengan un espacio responsable donde se haga esta política pública “aquí, como en otras ciudades, son muchas las dependencias que tienen que ver con el tema y eso no permite que se logre coordinar la implementación de dichas políticas”. Señala, que para muchos gobiernos el tema de las bicicletas no se ha sido visto como un asunto prioritario.

Concuerda con Janeth Mosquera, coordinadora de la Maestríade Salud Pública de la Universidad del Valle y participante de la Mesa de Transporte No Motorizado (MTNM), quien opina que “las administraciones siguen siendo tímidas, lentas con el asunto de movilidad lo que representa un riesgo”, y que en Cali, pasado un año de la actual alcaldía, y a pesar de que se plasmaron temas de movilidad en el plan de desarrollo por el empalme con la anterior administración, no se incluyó de manera concreta el transporte en bicicleta.

Para la profesora, las decisiones tomadas por la alcaldía de Maurice Armitage están desviándose de la prioridad que en realidad debe ser atendida, y es proteger la vida de quienes ya usan la bicicleta mejorando las condiciones físicas y sociales para ellos. La clave está en conectar las ciclorutas que ya existen, un plan que, según ella, la Secretaría de Infraestructura se comprometió a hacer y tampoco se ha llevado a cabo. Adicionalmente, opina que trabajar en un sistema de Bicicletas Públicas es retrasar la oportunidad de mejorar lo que ya existe.

Frente a esto, la Asesoría para la Bicicleta está de acuerdo en que la infraestructura para las bicicletas merece la primera apuesta “el reto más importante es reducir la meta de ciclo-infraestructura que estaba en el Plan de Ordenamiento Territorial planteada a de doce años a cuatro años, esto implica que desde la administración logremos crear una red básica de ciclorutas conectadas de más de 200 kilómetros” indicó Sánchez.

Pero explica que, para lograr esta meta, antes no tenían diseños hechos “y sin diseños no podíamos salir a hacer obras por más que tuviéramos la voluntad política y financiera”, el paso a seguir fue solicitarlos y estarán disponibles en abril y poder así iniciar con las obras.

En cuanto al proyecto de bicicletas públicas, se creó con el objetivo de mejorar la movilidad y lograr una integración al transporte público masivo y en un futuro a un Sistema Integrado Masivo. “El programa de movilidad en bicicleta no es solo echar cemento, señalizar o hacer los bicicarriles” indicó el funcionario.

Sin embargo, la profesora Mosquera recalca que no es la prioridad y que los resultados que han obtenido otras ciudades, después de la aplicación, no mejoraron los indicadores para lo que fueron definidos. Plantea que el dinero destinado a este desarrollo debería invertirse en las demandas básicas de los ciclistas, “tiene que ser una prioridad de la administración, es una población que tiene unas características de vulnerabilidad” puntualiza.

Para Mosquera, el riesgo más grande que existe es que los ciclistas, al no encontrar un entorno adecuado para sus viajes, empiezan a buscar otras opciones como comprar una moto, situación que pesaría más en la movilidad en general. “No reflejar los intereses de la mayoría y mantener fragmentada el manejo de la movilidad hace difícil coordinar acciones”.

En conclusión, aunque se está trabajando por mejorar las condiciones físicas y sociales del espacio para el ciclista, el desorden de las administraciones – no solo en Cali sino en muchas ciudades de Colombia– han retrasado los avances que se deberían tener hasta hoy en cuanto a este tipo de transporte el cual suma usuarios todos los días.

  • Nota escrita para el Observatorio de Gobierno Urbano. Autora: Angélica Cupajita

    • Etiquetas: AGU
    • Visitas: 592
    • Calificar:
      0.0/5 rating (0 votes)